Opinión
COLUMNA DE OPINIÓN

La ciudad en caos pero con un acto VIP del 9 de Julio

Por Silvina Lorena Cardenas

Por Silvina Lorena Cardenas

 

Un día frío en Río Gallegos, capital de la provincia de Santa Cruz. Un 9 de Julio distinto, triste. Una ciudad que no reflejó ningún tipo de ánimo de festejo. Temprano, a la mañana los municipales se agruparon frente al palacio comunal, siguiendo con su lucha y protesta, por un lado. Por otro, en la escuela de Policía, a kilómetros del centro riogalleguense, un acto protocolar, al que sólo asistieron funcionarios de tercera línea y que hasta podría interpretarse como un acto VIP, un acto que no era para el pueblo. Y un tercer escenario, vecinos autoconvocados a la vera de la ruta, en señal de protesta por la situación caótica por la que atraviesa nuestra ciudad.

Los municipales esperan respuestas hace más de cien días y los vecinos también, pero la clase política, y peor aún, los gobernantes parecen no ver ni oír, y hasta pareciera que no viven en Río Gallegos. La indignación y la tristeza aumentan día a día y se ve en cada uno de los vecinos de nuestra ciudad, algunos lo manifiestan públicamente, otros por lo bajo.

Mediática Digital dialogó con varios de los vecinos auto convocados y lo llamativo es la coincidencia de muchos de ellos de sostener que la gente no sale a la calle porque tiene miedo. Hoy, 9 de Julio, DÍA DE LA INDEPENDENCIA de nuestro país, día en el que nuestros antecesores no tuvieron MIEDO a nada para lograr que seamos LIBRES. Un día en todos los argentinos tenemos que festejar y honrar día a día. Un día que ojalá cada uno de los que vive en Río Gallegos, empiece a tomar conciencia de la realidad; solo alcanza con cerrar la bolsa de residuos y darse cuenta que no van a pasar a retirarla, o salir a la calle y encontrar basura desparramada por todos lados, perros sueltos, cloacas desbordadas, semáforos sin andar o caminar por San Martín y Alfonsín y ver a un grupo de trabajadores municipales, a veces muchos, otras veces pocos, pero que están luchando por algo que creen que es justo. No son parte del paisaje, no los naturalicemos. Las responsabilidades no son de ellos ni nuestras, son de los gobernantes.

Hoy veía en cada uno de los rostros tristeza, a muchos se les caían las lágrimas al cantar el Himno Nacional Argentino frente al Municipio. Y éramos pocos, pero todos juntos: municipales y vecinos. Sentir esa fuerza, ese amor a la Patria y sin importar el frío, y sin importar que al pueblo entero lo dejaron afuera de un acto protocolar escondido, oculto, y lo más importante, y a lo que nos aferramos día a día, con la esperanza de que entre todos podamos reconstruir nuestra ciudad, la nuestra, la de todos, incluso la de aquellos que pretenden gobernar, y entre gallos y medianoche aún se siguen animando a armar actos políticos, subir pasacalles y salir por algunos medios a “venderse” como candidatos.

“La gente tiene miedo”, me decían. ¿Miedo? ¿Miedo a qué? ¿Miedo a salir a la calle y por fin demostrar que no queremos vivir así? Democracia, libertad de expresión, derechos…¿se nos borraron esos conceptos? No “compremos” el futuro que intentan prometernos, comprometámonos con el presente, con el HOY, y mirando de costado y opinando por lo bajo, no creo que podamos lograrlo.

Más de Opinión
CORREO AL DIRECTOR MEDIÁTICA DIGITAL

Reclamo de Profesionales Municipales

Reclamo de Profesionales Municipales
18 Abr 2017 Profesionales autoconvocados de la Municipalidad de Río Gallegos dan a conocer su situación económica laboral.